Tipos de Seguros de salud, ¡todo lo que necesitas saber!

Si estás pensando en contratar un seguro de salud o quieres obtener información, y te interesa saber qué tipos de pólizas te ofrecen las distintas compañías aseguradoras y cómo afecta cada una al precio que tienes que pagar, te recomendamos que dediques que dediques al menos 5 minutos a leerte este artículo.

¿Alguna vez te ha dado la sensación de que los seguros de salud tienen mucha letra pequeña y muchas modalidades? Te lo vamos a resumir para que nunca te equivoques a la hora de elegir tu seguro de salud. Es importante que prestes atención a la hora de comparar entre seguros de salud privados porque cuando contratas uno, es muy difícil que luego puedas cambiarte sin sufrir penalizaciones.

 

Antes de explicarte los diferentes tipos de seguros de Salud que puedes encontrar, me gustaría que nos situáramos un poco.

 

Algunas curiosidades sobre los seguros de salud

Muchas veces hemos oído la frase “la banca siempre gana”. Con los seguros ocurre exactamente lo mismo, porque su negocio depende de la probabilidad: la probabilidad de que te pongas enfermo si se trata de un seguro de salud, la probabilidad de que te mueras en el caso de un seguro de vida, la probabilidad de que tengas un accidente si es un seguro de coche o la probabilidad de que se queme tu casa si hablamos de un seguro de hogar.

Otra comparación interesante la podemos hacer con los gimnasios. Su negocio consiste en que se apunte mucha gente y que luego vayan a entrenarse los menos posibles. Si realmente fueran de forma habitual todos los que están apuntados al gimnasio tendrían que hacer turnos porque no cabrían todos. ¿O nunca te has apuntado a un gimnasio que luego apenas has utilizado? Ocurre lo mismo con los seguros de salud, muchos de sus asegurados apenas lo utilizan, aunque la media está entorno a las 6 veces al año.

En España hay aproximadamente 7 millones de personas que tienen un seguro de salud privado y otras 39 millones de personas que no.

¿Quieres saber cuáles son las 5 aseguradoras de salud más grandes de España? (Fuente: IDIS)

  1. Adeslas: 1.888 millones de €
  2. Sanitas: 1.208 millones de €
  3. ASISA: 989 millones de €
  4. DKV: 466 millones de €
  5. Mapfre: 409 millones de €

Hay otras aseguradoras de salud más pequeñas y menos conocidas (IMQ, Asistencia Sanitaria Colegial, AXA, FIATC, AMCI, etc.), entre todas tienen una facturación cercana a los 7.000 millones de Euros.

¿Quieres saber cuáles son las 5 especialidades más demandas si tienes un Seguro de Salud?

  1. Ginecología
  2. Traumatología
  3. Medicina general
  4. Pediatría
  5. Oftalmología

 

Bueno, una vez que ya conocemos unos cuantos datos sobre el sector de los seguros de salud, creo que es un buen momento para que veamos los tipos de seguros que ofrecen las compañías aseguradoras. Es fundamental conocerlos porque de ello va a depender el precio que vas a pagar y la contra-prestación que vas a obtener en tu cobertura de salud, y ni con el dinero ni con la salud se puede jugar.

 

¿Qué tipos de seguros de salud podemos encontrarnos?

Son muchos los seguros de salud que podemos encontrarnos en el mercado, aquí explicamos en qué consisten los que nos vamos a encontrar para que cuando nos hablen nos ya nos suenen y sepamos para qué sirve cada uno:

Sin copago o con copago

Cómo hemos dicho en un anterior post, un seguro de salud cuesta un precio medio de 80€ cada mes, pero es verdad que depende de muchos factores, por ejemplo si no tienes ninguna enfermedad previa, gozas de buena salud y tienes 30 años, en lugar un precio de 80€ el seguro te cobrará a lo mejor un precio de 60€ al mes. Si además coges un seguro de salud con copago, te saldrá por un precio de 50€ al mes, el problema es que cada vez que vayas al médico te cobrarán un precio de 4€ adicionales en concepto de copago. Cuanto mayor precio de copago aceptes menos te costará el precio de la cuota fija y viceversa. Esto del copago es similar a los seguros de coches, los hay con franquicia y sin franquicia, la franquicia significa que si tienes un accidente y tienes una franquicia de 200€, los primeros 200€ del precio de una reparación los pagarás tú, y el precio restante los pagará tu seguro.

La franquicia es al seguro de coche, lo que el copago al seguro de salud.

 

Con carencia y sin carencia:

Muchos seguros de salud privados cuando los vas a contratar lees “seguro con 2 años de carencia”, ¿esto qué quiere decir? Quiere decir que el seguro no se fía de ti, ¿cómo? Si, tu seguro de salud que te acaba de regalar una Tablet por contratar su póliza no se fía de ti y piensa que si acabas de contratar un seguro es muy probable que sea porque tienes algún problema médico que tu seguro no va a estar dispuesto a pagar. Entonces te introduce la cláusula de 2 años de carencia que significa que si te sale una enfermedad en los siguientes 2 años desde la fecha en la que has contratado tu seguro, éste no te va a cubrir el precio de los gastos derivados de esta enfermedad, es decir, te tendrás que ir a la seguridad social, ¡vaya!

Esto mismo ocurre con los embarazos, si estás pensando en asegurarte porque quieres tener un hijo, tienes que tener esto en cuenta: la mayor parte de las aseguradoras no te cubrirá ningún gasto derivado de tu embarazo durante los 2 primeros años desde que lo hayas contratado. ¡Ten cuidado con la letra pequeña!

 

De cuadro médico o de rembolso

Con la mayoría de seguros de salud tú llamas a la clínica, pides cita y acudes. Al llegar a la clínica pasas tu tarjeta y allí en el mostrador no tienes que pagar nada. La consulta te la paga tu seguro y tal vez al final del mes si tienes un seguro con copago te pasen en el recibo la cantidad que tengas de copago, por ejemplo 4€ de precio de copago, por el número de veces que has ido al médico, por ejemplo 5 veces, entonces pagarás: 4×5=20€ más de precio, aparte de tu cuota mensual. Este tipo de seguro se llama “seguro de cuadro médico”.

Los llamados “seguros de salud de rembolso” funcionan de distinta forma, tú pagas una cuota mensual y cada vez que vayas a la clínica pagas en el precio de la clínica en el mostrador. Te guardas el ticket y al llegar a tu casa se lo envías a tu aseguradora para que te devuelvan el precio que has pagado. Sólo un 5% de las personas que tienen un seguro de salud, tienen un seguro de sal de reembolso. Suele ser el de mayor calidad ya que la clínica recibe un precio por cada consulta mucho mayor que el que recibe con el resto de pacientes de la aseguradora, y te pueden dedicar más tiempo por consulta. Por el contrario, este seguro es de los que más caros te costarán en cuanto a precio se refiere.

Seguros de salud bajo demanda

No son exactamente un seguro pero suponen una alternativa más que interesante si lo que quieres es acceder a los servicios de la sanidad privada. Es el caso de MediCheck, una plataforma de servicios médicos donde las clínicas ofrecen directamente todos sus servicios. Al hacerlo sin intermediarios, consigues unos precios muy económicos, lo que te permite acceder a la sanidad privada pagando sólo por lo que necesitas. Te ofrecen una tarjeta de Salud por la cual no tienes que pagar ninguna mensualidad: funcionan de manera que cada vez que necesitas un servicio médico, lo compras al precio de la web de MediCheck y se te carga en tu tarjeta de Salud MediCheck, que presentarás cuando acudas a la clínica para que te atiendan. Lo recomendamos como una alternativa, tanto para personas que tienen un seguro como para las que no lo tienen, porque muchos de los servicios que ofrecen son servicios que no cubren la mayor parte de las aseguradoras, como por ejemplo las sesiones de fisioterapia, los servicios dentales o los análisis genéticos preventivos de última generación. Para los que no tienen seguro, aparte de lo anterior, MediCheck representa una alternativa real al seguro para acceder de forma rápida a la Sanidad privada pagando sólo por lo que se requiere. Nosotros le hemos puesto el nombre de seguro de salud bajo demanda.

Si quieres hacerte socio, puedes hacerlo desde su WEB. No te piden apenas datos y no tienes que introducir ningún dato bancario.

 

CONCLUSIONES:

Espero haberte ayudado a comprender un poco más el sector salud, y a tener más herramientas a la hora de tomar tus propias decisiones con respecto a tus circunstancias y necesidades. Si estás pensando en contratar un seguro de salud o quieres conocer todo lo que ellos no te cuentan, es imprescindible que te leas este otro post donde encontrarás mucha más información que no te arrepentirás de conocer: seguros médicos privados.

Anuncios